Categoría: Tendencias

LA FERIA ANUGA, EL EPICENTRO DE LA ALIMENTACIÓN DURANTE UNOS DÍAS

Del 7 al 11 de octubre se ha celebrado en Colonia (Alemania) la Feria Internacional de alimentos y bebidas Anuga. En esta ocasión se han juntado más de 7.000 empresas de 107 países para exponer las últimas novedades y productos alimenticios.

Durante los cinco días de la feria, los más de 160.000 visitantes han podido conocer de primera mano los más de 2.000 nuevos productos procedentes de las distintas cocinas de todo el mundo que han sido añadidos a la base de datos de ANUGA. Además, de entre todos estos productos que han sido presentados, el jurado de la feria ha elegido una selección de 67 productos que han sobresalido sobre el resto.

Entre los alimentos estrella de este año destacan aquellos con un alto contenido protéico. El abanico de productos que contienen este tipo de nutriente esencial para la reparación y formación del tejido muscular es muy amplia. No solo lo encontramos en carnes, pescados o huevos, sino que también están presentes en muchos alimentos aptos para vegetarianos, como pueden ser la soja o las legumbres. Como punto a destacar, la mayoría de los productos proteicos están destinados a un público deportista o que se cuida, destacando las carnes magras con bajo contenido en grasa, los yogures y cuajadas ricos en proteínas, o unos helados y productos lácteos de origen vegetal con una alta proporción de proteína.

ANUGA también ha sido un buen escaparate para los alimentos preparados y listos para servir y comer (productos de V gama), pues los expositores han presentado nuevas versiones de envases y formatos frescos, que permiten conservar mejor los sabores y texturas de los propios alimentos. Además, la evolución de este tipo de productos ha permitido crear un espectro amplísimo de platos que se pueden preparar con antelación y conservar hasta el momento de ser emplatados. Además, también hay que destacar la enorme variedad de platos que se nos ofrecen en este formato. Desde ensaladas de algas ya listas para servir a pechugas de pollo perfectamente troceadas en porciones para ser ingeridas sin necesidad de usar un cuchillo, pasando por especias asiáticas, jengibre o un plato elaborado con patatas dulce y cuajada de hierba cuyos ingredientes son envasados de forma individual y se prepara posteriormente todo junto de una manera rápida.

Dentro de las bebidas ya preparadas y listas para servir, este año ha vuelto a triunfar un clásico: los batidos. Estos productos, con un importante contenido de fruta, azúcar están presentes en diferentes tamaños. El consumidor únicamente ha de comprarlos y preparar la mezcla en casa, añadiendo zumo de naranja o agua a la mezcla.

En definitiva, esta edición ha servido para presentar un alto número de productos provenientes de las gastronomías de los distintos rincones del mundo. Pero, sobre todo, lo que más ha destacado es la creciente industria de los productos de V gama o precocinados en condiciones especiales a altas temperaturas y envasados y refrigerados permitiendo su conservación y posterior servicio como si fueran platos recién hechos, manteniendo todas sus propiedades.

LAS PRÓXIMAS TENDENCIAS EN INTERIORISMO

Desde hace ya un tiempo vivimos en una sociedad que cuida muchos todos los detalles, hasta los más ínfimos. En el apartado que a nosotros nos compete, los locales de restauración no solo pelean por ofrecer el mejor producto (contenido), sino que también el continente ha de estar a la altura y ofrecer una buena imagen de cara al cliente. Por eso, todo lo concerniente a la decoración y al interiorismo cobra casi la misma importancia que la propia carta del restaurante.

Y, como en todos los ámbitos, el interiorismo también ofrece novedades cada temporada. Por eso, trataremos de desvelar cuáles son las próximas tendencias que están por llegar.

Dentro del apartado de materiales, el protagonismo de la madera se mantiene inalterable. Tanto las oscuras como aquellas con aspecto rústico, con apariencia de rasgadas. Estos tipos de madera contrastan con estructuras muy finas, volátiles y ligeras de color dorado champán o rosa cuarzo. No podemos descartar tampoco los acabados de tipo cementoso, siempre mezclados con elementos más ligeros. Asimismo, el mármol es un material que no entiende del paso del tiempo. Destaca sobre todo su presencia en mesitas, encimeras o, incluso, en alguna pared. Por último, pero no menos importante, queremos destacar también un efecto que se está poniendo muy de moda, y no es otro que el de la sensación de madera quemada.

En relativo a los tejidos, la principal tendencia es la mezcla de todo tipo de ellos, especialmente en elementos como cojines o asientos. Destacan, también, los motivos geométricos y lineales, que generan dinamismo dentro de los propios tejidos. Además, regresarán los terciopelos, el crochet y el punto, entre otros tejidos.

La base de gris, de moda desde hace tiempo, mantiene intacta su hegemonía. Esta se combina con colores pastel y fluorescentes, actuando como punto de encuentro en estas combinaciones. También destaca la presencia de otro tipo de contraste fuerte como es la fusión de los colores nórdicos con los de estilo industrial con elementos naturales, donde aparecen paredes verdes como si pareciesen muros verticales de vegetación.

Otros colores que podemos combinar perfectamente con el gris son el verde y el beige. Del mismo modo, los colores menos neutros están ganando mucho terreno. En especial, el naranja oscuro, que aporta calidez a los ambientes y se puede introducir en cualquier tipo de elemento, desde un sofá a muebles de salón. Este mismo color se combina también con los neutros y el rosa cuarzo que, a pesar de ser un color tendencia en 2016, sigue estando de moda. Si nos referimos a paredes y tapicería, el verde oscuro venía pisando fuerte y se mantiene en lo alto. Este color otorga calidez, frescura y elegancia.

Si nos centramos en las tendencias que se van a llevar en los ambientes, parece que se seguirán usando los contrastes y fusión de distintos gustos. Por ejemplo, paredes de ladrillo con acabados industriales de hierro, suelos o paredes de imitación de cemento pero combinados con estructuras muy ligeras para no dar sensación de pesadez. También las paredes con imitación de baldosas y, cada vez más, los acabados desconchados, medio borrosos, con apariencia de derruido. Están en línea con el estilo industrial.

Estas serán, a grandes rasgos, las tendencias que veremos en los próximos meses y que serán un acierto si buscas decorar tu local de una manera exitosa.

Utilizamos cookies propias necesarias para el correcto funcionamiento de la web. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Para obtener más información pulse aquí

ACEPTAR
Aviso de cookies